Los Mormones y como contestarles con la Biblia (IV)

¿Qué es el Evangelio?

La siguiente aproximación es directa y muy eficaz. A veces es necesario ser algo cortante para obtener la atención de los mormones.

Pregúnteles: “¿Qué es el Evangelio?”

Habitualmente dirá algo como “El evangelio son las leyes y ordenanzas de la Iglesia mormona.”

Repita la pregunta y escuche atentamente cualquier alusión al perdón gratuito de los pecados a través del sacrificio de Cristo en la cruz. Lo que uno habitualmente oye es una respuesta que trata de las obras, la obediencia, hacer esto o aquello, etc.

Luego de que el mormón ha dado su explicación, explíquele que según la Biblia, el Evangelio es aquello que nos salva, que nos limpia de nuestros pecados, y nos capacita para estar en la presencia de Dios el Padre. Explique que la Biblia específicamente define el Evangelio, y que el Evangelio es lo que lo hace a uno un cristiano y vuelva a preguntar, “Entonces, ¿qué es el evangelio?”

4. Después de escuchar otra respuesta orientada a la justificación por medio de las obras, abra su Biblia en 1 Corintios 15:1-4 y lea: “Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; por el cual asimismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. Primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; que fue sepultado y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras…”1. Explique que el Evangelio es la muerte, sepultura y resurrección de Jesús … ¡por los pecados!

5.Entonces vaya a 2 Cor. 4:3-4 y lea nuevamente: “Pero si nuestro evangelio está aún encubierto, entre los que se pierden está encubierto; esto es, entre los incrédulos, a quienes el dios de este mundo les cegó el entendimiento, para que no les resplandezca la luz del evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios.”

Ahora puede decir algo como: “Obviamente, usted no ha entendido el mensaje del Evangelio de Jesús el Salvador, y la Biblia le muestra claramente por qué. Es porque su mente ha sido cegada. Aparentemente, usted no es cristiano.”